30/5/11

Hay noches en las que te despiertas con un calor axfisiante, que no te deja ni respirar. Noches en las que el frío del verano más sosiego entra por la ventana. Noches locas, en las que el móvil no deja de parpadear, y tu no dejas de mirar allá. Noches que no quieres otras miradas que no sean las de él. Noches en las que preferirías haber nacido en otro momento. Noches en las que te gusta quien eres, y que representas. Hay noches de mil colores. Noches con estrellas, y sin ellas. Noches con y sin luna. Noches con alcohol. Noches con párpados pesados. Noches con inmensas ganas de correr. Noches con bebidas light. Noches con nombres inventados. Noches con edades diferentes. Noches. Noches que suspiran por seguir. Noches que derrochan pasiones. Noches que inventan sonidos. Noches de olores a natura. Noches de cielos más claros. Noches de fuegos. Noches de arena. Noches de asfalto. Noches de río. Noches de animales que miran impactantes. Noches con flashes. Noches con silencios serenos. Noches con naranja. Noches con Mahous. Noches. Noches perdidas. Noches aprovechadas. Noches que violan tus sentidos. Noches que aburren. Noches que divierten. Noches de camisas finas. Noche de vestidos. Noche de braguitas rosas. Noches de jazmines. Noche de sed. Noche. Noche perpétua. Noche maldita. Noche escondida en renglones. Noches que seca sus lágrimas. Noches que desperezan. Noches que exaustan. Noches viudas. Noches imaginadas. Noches románticas. Noches de Dios. Noche de Satanás. Noche de dulzura. Noche de amargura. Noche codiciosa. Noche. Noche.

29/5/11

Que fue una locura, lo sabemos...

25/5/11

Tengo el corazón ardiendo, machacado en mil pedazos y con lágrimas que sirven de gasolina. Me duele dentro, lo puedes sentir, me alivia y me atornillas tus manos en el pecho, pierdo la compostura al no tenerte a mi lado. Me agobian los campos de sentido. El que bombea sufre... Y además maúlla a la luna y no me deja dormir. Tengo los ojos achinados de llorar, de tener ese líquido salado y un beso escondido. Las manos ya frías, el calor se quedó en el Sur de Buenos Aires, con tus palabras de amor. Me quema el tiempo, las voces retumban con un tic tac poco esperanzador y Margot no quiere follar. ¿Qué me pretenden vender? Tu margen en la hoja deja indiferente esas vocales que dijimos sin rechistar. Ese palpito asesino que ahorca mi poca decencia, mis ganas de huir, de volar, de correr...

20/5/11

Que si me pongo a hablar de revoluciones a mi no me para nadie, que si hablo de injusticias tampoco me paran, que ya era hora de saltar.

15/5/11

Corríamos por toda la zona de botellón, saltando, locos, descalzos, y entre salto y salto un beso era presenciado por miles de ojos atentos a si caeríamos o no en el abismo de nuevo. Entramos por esa vereda, gris como mis pantalones, verde como tus ojos, negra como la noche.
-No me lleves de la mano, cabrón, que sabes que así me ganas. Tú por tu lado, yo por el mío.
-Son los mismos caminos, señorita. Olvídate de todo lo que ha pasado antes, y limítate a disfrutar.
-Tengo frío.
-Siempre he sido tu abrigo.
Y de nuevo perdidos ante esa locura de bosque artificial, ante las ganas de follar, me perdí en su chaqueta de pana marrón chocolate, y perdí de vista la chaqueta vaquera que tantas metas me pintó.

11/5/11

Lo que más nos gustaba de esto era cuando metías en público la mano por debajo de la falda, tocabas el filo de las braguitas, me mordías en el hombro y nos perdíamos en esas calles de indigentes de la noche.

10/5/11

¿Acaso te has planteado alguna vez que no quiero que te salves de esto? Quiero que dejes atrás todo lo que mañana te pueda perjudicar, quiero que sonrías sin censuras ahora y dentro de diez minutos, quiero que me sigas llamando al móvil como lo hacías los domingos por la tarde, y quiero que me quieras como nunca nadie ha sabido hacer, que esto no lo acabe una tontería, que esto no lo empiece un simple error. Y tendré que pedir perdón.

9/5/11

Lo más bonito de lo nuestro, era despertarme y verte a mi lado, olerte un poquito antes de darte con el dedo gordo del pie(frío de quitarme las mantas) en el gemelo y ver como te retorcías hasta que mirabas con los ojos achinados, con un dulce mordisco al aire y como poco a poco acercabas tu boca a mi pelo, que te tranquilizaba. Lo más bonito era saber que estabas ahí, pese a que la marea de China hiciera destrozos, pese a que mis sueños pasajeros llegaran a puertos distintos y con una maleta vacía de ilusiones, aun que mis lágrimas brotasen de las uñas si hacía falta y hasta que mis labios no tenían saliva. Lo más bonito era perderte en mis cerrares de ojos y ver que a la milésima de segundo te tenía de nuevo ahí, con tus ojos negros como el café. Lo más bonito era que nunca me acostumbré a ti, ni un segundo de la vida. Ni un instante del clamor de los dioses que yacen en el ocaso. Y ahora me encuentras en la cuneta, sin dinero, sin tabaco, sin alcohol... Perdida, no sé si lo entiendes.

7/5/11

Sé que hay veces que me comporto como nadie querría que lo hiciese, sé que hay veces que me dejo llevar más de la cuenta. Sé que hay veces que la vida me da patadas cuando no me las merezco, sé que hay veces que el viento me aleja de las cosas. Pero también sé que es caer desde un precipicio y no tener a nadie que te levante, porque ese alguien fue quien te tiró. Sé lo que es fumar ganja de desconocidos. Sé lo que es probar el licor amargo de unos besos traicioneros. Sé lo que es pasar vergüenza en la calle cuando alguien ve como te meten la mano por las braguitas de encaje. Sé lo que es llegar donde está la gente con los labios corridos. Sé a que saben las piedras del camino de las Joyas. Sé que es un buen tirón de pelos. Sé que manos juegan y cuales experimentan. Y lo mejor, sé quien me odia, y a quien quiero.

6/5/11

Me alegro de haber coincidido en esta vida con la gente con la que me he cruzado. Me alegro de haber tropezado con las piedras que se han puesto en el camino. Me alegro de haberme hecho moratones hasta en los dedos. Me alegro tener en mi habitación dos posters y en mente 100. Me alegro de tener los amigos que tengo. Me alegro de ser como soy. Me alegro de tener una cama mediana. Me alegro de haber probado besos a la luz de la luna, y haber tenido orgasmos con el Sol. Me alegro de tener el ritmo en las venas. Me alegro de haber estado con miembros de cuerpos del estado. Me alegro de haber probado diferentes regiones. Me alegro de ser quien soy, de tener a quien tengo, y de llorar y reir como lo hago.

Nubes de Limón

Nubes de Limón
En esta vida hay que equilibrar esa balanza de la gente que no quiere sonreir.

Limoneros

Vie.

Mi foto
Los versos de una náufraga que nunca encontró un coco en su isla

Veces que soñé